Skip to main content

Colocar tu dinero pensando en el futuro no es cosa fácil, más aún si tienes en mente hacer inversiones con más rentabilidad y de largo aliento enfocándote en tu jubilación. La tendencia actualmente que se presenta en los adultos jóvenes es reflexionar en algunas alternativas a los planes de pensiones.

Algunas de estas alternativas rondan el mercado especulativo con altos niveles de riesgo, por ello si el plan es invertir de forma segura, para un retiro tranquilo y respaldado, este tipo de inversiones no te conviene.

De cualquier forma, invertir tiene sus claves y queremos hacerte ver cuáles son aquellas que generan más rentabilidad que los planes de pensiones, asimismo es prudente tener presente algunos elementos para realizar un buen análisis antes de invertir para no llevarte sustos y grandes pérdidas después, comencemos.

Qué tomar en cuenta para realizar inversiones con más rentabilidad

Cómo recalcamos anteriormente, es necesario tomar en consideración algunos elementos antes de invertir. Estos podrían allanarte el camino al momento de analizar tu situación financiera de la mejor manera.

Desembolsos relacionados con la inversión

Generalmente, cuando inviertes en algún producto, bien sea de ahorro o planes rentables a futuro, incurres en ciertos gastos de administración y mantenimiento. Es importante que revises previamente los montos de esos importes para así decantarte por algo que puedas asumir.

Si dado el caso en el que ya escogiste algunas inversiones con más rentabilidad y tengas que abrir una cuenta asociada, es necesario que observes si ese producto genera un gasto adicional de mantenimiento y gestión, corrobora que el porcentaje no sea muy alto.

Liquidez del producto

Otra característica de cualquier inversión son los plazos en el que está disponible el capital invertido. En muchas de estas colocaciones no podrás contar con ese dinero de manera rápida, sino que tendrás que esperar el plazo establecido.

Con respecto a los depósitos sucede que, si necesitas recobrar el dinero que invertiste previo al tiempo que se estableció, tendrás que acarrear con unos costos de sanción. En el caso de los planes de pensiones, esta liquidez se ve reflejada solamente cuando te jubilas.

Beneficio que esperas

Toda inversión implica un poco de riesgo y si hablamos de rentabilidad esto tiene mucho que ver. Por ello, las inversiones de poco riesgo tienden a un retorno menor. En cuanto a las inversiones con más rentabilidad, son más provechosas por la seguridad que generan. Estas son de plazos mayores, 10 años o más, lo que implica un beneficio para el futuro.

Conoce el producto en el que vas a invertir

La premisa es no invertir a ciegas. Estudia con detenimiento las opciones en las que decidas concentrarte, asesórate si aún no lo tienes del todo claro.

Conoce la entidad en la que depositarás el capital para las inversiones, el nivel de riesgo que vas a asumir, cuotas especiales, plazos de espera, entre otros factores.

Perfil de riesgo a asumir

Esto es un punto muy importante porque conociendo el perfil de riesgo te encaminarás con más seguridad hacia tus metas. Esta caracterización indica cómo debería tomar las decisiones para invertir, ya que contempla la escala de tolerancia al riesgo que puedes tomar, dependiendo del instrumento que hayas escogido y la volatilidad del mercado.

También se refiere al tiempo que tomará la inversión y el plazo de retorno, en este sentido cuando se piensa afrontar inversiones con más rentabilidad, puedes asumir un perfil conservador en el que el riesgo es menor.

inversiones-con-mas-rentabilidad-plan-pensiones

Inversiones más rentables para una jubilación asegurada

Has podido observar, cuáles son esos puntos a los que debes prestar toda tu atención antes de invertir. En este segmento queremos que conozcas cuáles son esos instrumentos en los que puedes ir pensando como alternativas a los planes de pensiones.

Los productos presentados aquí son más conservadores y están enfocados a invertir a largo plazo para el futuro, afrontar imprevistos o como plan de jubilaciones.

Plan de Ahorro 5 o PA5

Este tipo plan surge luego de la reforma fiscal española del 2014; la misma puede tomar la figura de CIALP (Cuenta Individual de Ahorro a Largo Plazo), entre las inversiones con más rentabilidad, este producto ofrece beneficios fiscales en contrapartida de hacer una inversión a 5 años con un valor máximo de 5.000 euros. Estos son emitidos por las entidades bancarias.

También está la modalidad SIALP (Seguro Individual de Ahorro a Largo Plazo. Es un seguro de vida y ahorro que se diferencia del otro instrumento por ser comercializado por las compañías aseguradoras. Igual que el CIALP, ofrece ventajas fiscales mientras mantienes tu inversión durante 5 años.

Ambos garantizan el 85% del capital invertido, por lo que se perfila como colocaciones que asumen riesgos bajos. Luego de los 5 años, que se cuentan a partir de haber hecho el primer desembolso en este tipo de inversiones con más rentabilidad, tendrás disponibilidad de capital, y no tendrás que tributar la rentabilidad que obtengas, existe un límite de aportación el cual es de 5.000 euros al año.

Plan de previsión asegurado o PPA

Aunque este plan de previsión coincide en muchos elementos con los planes de pensiones, porque tiene las mismas condiciones fiscales y porque puede ser recuperado en las mismas condiciones, es un tipo de seguro de vida y ahorro que posee más rentabilidad que los planes de pensiones.

El Plan de previsión asegurado brinda, gracias a la legislación vigente, una rentabilidad mínima garantizada al momento del rescate, y como beneficiario del plan tendrás la posibilidad de saber con anticipación que rendimiento se habrá producido cuando se cumpla el plazo de retorno de capital y rentabilidad.

A partir del 2015 y con miras de promover este plan entre los jóvenes, se permite rescatar el capital a los 10 años de haber hecho el primer aporte, por lo que la liquidez del mismo es más atractiva.

Planes Individual de Ahorro Sistemático o PIAS

Esta se presenta como otra de las inversiones con más rentabilidad en forma de un seguro de ahorro. El mismo está específicamente planteado para acondicionarse a aportes periódicos que hagas cada mes, los mismos no deben superar los 8.000 euros mensuales ni los 240.000 euros en total.

Usualmente, todo PIAS ha sido considerado como un producto de perfil conservador, con una rentabilidad modesta y con la posibilidad de rescatar tu capital en el momento que así lo dispusieras. Por ello, tradicionalmente solo lo tomaban los inversores pensando en su jubilación.

En la actualidad existen PIAS para hacer inversiones conservadoras con rentabilidad mínima, así como aquellas denominadas PIAS flexibles, en ellas las empresas comercializan inversiones que tendrán una parte destinada a renta variable.

Inversión inmobiliaria

Aunque el mercado inmobiliario se mueva a favor o no en el tiempo, es una de las inversiones con más rentabilidad por el riesgo bajo a medio que posee. Es un hecho que las tasas de retorno anual de un inmueble son elevadas. Por ello hablamos de una de las inversiones más seguras y de mayor ganancia.

Una de las causas es que cuando se invierte a largo plazo la inflación asociada a este nicho suele brindar una manera de conservar tu capital. Si tu idea es invertir de forma segura, comprar una casa para realizar dicho plan es una interesante vía.

Si en tu análisis de situación actual antes de accionar no tienes un inmueble para colocar, ni el dinero total para hacer la inversión y aún así quieres adquirir una casa, apartamento o cualquier otra propiedad inmobiliaria, puedes tomar la opción de hipotecarte.

Ten en cuenta cuánto puede costarte la hipoteca y los gastos por la gestión, una empresa calificada para ello como Colibid te puede ayudar en gran medida.

En la mayoría de las inversiones con más rentabilidad de este tipo, debes tener el 20% del valor total del inmueble, contando también con los gastos de administración. Contempla del mismo modo que los préstamos para una vivienda en los términos de inversión poseen unas condiciones distintas que aquellos préstamos para vivienda principal.

Sin embargo, es cuestión que adecues tu flujo de caja con los montos generados para tomar la hipoteca. Otro caso que puedes tomar en cuenta es la redefinición de tu hipoteca, si la misma está a punto de terminar, una de las vías es aumentar su capital con miras a obtener mayor liquidez.

La novación, que es el término con el que se conoce al proceso de modificar las condiciones de tu hipoteca, es un procedimiento más rentable que adquirir un préstamo nuevo. De esta manera, podrás reunificar todas tus deudas y costear un monto único.

Conclusiones para hacer inversiones con más rentabilidad

Nuestra recomendación para efectuar inversiones con más rentabilidad está enfocada en el sector inmobiliario como parte de un plan seguro para tu jubilación en el futuro. Nuestro sistema totalmente transparente te permitirá optar por hipotecas nuevas o reconfigurar tu hipoteca actual, adaptándola a tus necesidades.

Sin papeleo innecesario, donde tú tienes el control y decides que es lo que te conviene, consúltanos en Colibid, sin coste alguno y comienza a preparar los mejores planes para tu futuro y el de tu familia.

es_ESEspañol